curso-tecnica-craneo-sacra

Programa

Formación con una planificación temporal distinta y con el complemento de otras formaciones, con el objetivo de mejorar la asimilación de todos los conceptos que se ven, con un total de 182 horas.

Enfoque Estructural: 4 fines de semana con un total de 52 horas.

Enfoque Emocional: 4 fines de semana con un total de 52 horas.

Enfoque Pediátrico: 4 fines de semana con un total de 52 horas.

Enfoque Sistémico: 2 fines de semana con un total de 26 horas.

 

Enfoque Estructural:

Abordaremos el trabajo sobre el cuerpo teniendo en cuenta como sistemas de valoración:

1. El Sistema Cráneo-Sacro.

2. El Sistema de Vías Anatómicas/Miofasciales.

En ese enfoque nos acercaremos al estudio teórico práctico de las Membranas de Tensión Recíproca/MTR desarrollado por el Osteópata William Gardner Sutherland, al Sistema de Tensión Recíproca/STR, y las Vías Anatómicas de Thomas W. Myers. Estos estudios nos darán la base anatómica para el posterior trabajo que realizaremos sobre el Sistema Cráneo-Sacro y su abordaje desde las enseñanzas del Dr. John Edwin Upledger.

 

Enfoque Emocional:

Cada día es más frecuente ver en consulta que alteraciones diagnosticadas por ejemplo por un médico, y definida como una patología clínica, tiene un componente muchas veces más ‘contextual/emocional’ que propiamente estructural, es decir: que a veces nos encontraremos con una disfunción estructural que no
mejora porque el contexto en el cual se sufrió tal disfunción, tiene un peso emocional mucho más importante que la disfunción en sí misma.

El caminar en ese Enfoque es siempre un ‘acompañar’ al otro. Es el propio paciente/cliente el que asume y decide seguir o no en la toma de responsabilidad de aquello que le pasa. Es un trabajo donde el facilitador apoya, ayudando al paciente/cliente ‘a mirar’, y si es su elección, ‘caminar’. En ningún momento el trabajo es invasivo, y en ningún momento el facilitador va por delante del tiempo del paciente/cliente.

Nos gustaría dejar constancia, puesto que es un pregunta muy frecuente, que la “Terapia Cráneosacral Biodinámica” es distinta al trabajo de la Técnica Cráneo-Sacra. Trabajamos sobre bases anatómicas, herramientas de valoración, técnicas y revaloración.

 

Enfoque Pediátrico:

La Dra. Viola M. Frymann, Osteópata Craneal Pediátrica conocida en todo el mundo, documenta las consecuencias del trauma del nacimiento en 1.250 bebés.

Las técnicas desarrolladas en ese Enfoque van dirigidas a la etapa primal e infancia, a la unidad ‘mamá/bebé’ (no olvidando en ningún momento a su papá) y la introducción a un abordaje del trabajo con la familia, apoyando en lo aprendido previamente en el Enfoque Estructural y Emocional.

También veremos todo el desarrollo sensorial de la edad primal para tener una sólida base de trabajo. En uno de los fines de semana contaremos con algún colaborador externo: Matrona, Doula, Terapeuta Ocupacional, Optometrista Infantil, etc.

 

Enfoque Sistémico:

Ese enfoque es totalmente nuevo con relación a la unificación con la Técnica Cráneo-Sacra. Está basado en el trabajo realizado por el Psicólogo alemán Bert Hellinger al final de los años 80 en Alemania: Terapia de Reposicionamiento Familiar o como se acuñó en español – Constelaciones Familiares.

Imparte:

  • Fernanda Texeira . Escuela corpore,Japonesa de Shiatsu – Málaga.

Horarios:

  • de 10:00 a 14:00 y de 16:00 a 20:00h.

Fechas:

8-9 Octubre

5-6 Noviembre

3-4 Diciembre

14-15 Enero

11-12 Febrero

4-5 Marzo

1-2 Abril

29-30 Abril

3-4 Junio

1-2 Julio

29-30 Julio

9-10 Septiembre

7-8 Octubre

4-5 Noviembre

 

Si hacemos un resumen simplificado, diríamos: la sangre cuando va hacia el cráneo ejerce 2 funciones: una es como sangre propiamente dicha, por eso donde nos cortemos hay sangre, y otra parte va al centro de la cabeza, a un espacio que forma los llamados ventrículos, donde esa sangre sufre un ultra-filtrado y pasa a llamarse Líquido Céfaloraquideo-LCR, bañando y nutriendo todo es Sistema Nervioso: cráneo y columna. Después de realizar esa función, el LCR es recogido a través de los llamados senos, y todo ese desecho sale del cráneo a través del agujero rasgado posterior (base de la nuca), básicamente por la vena yugular.

Por lo tanto, esa producción de LCR y su posterior vaciado por la vena yugular, genera una fluctuación de ese líquido y que podemos apreciar con las manos: el Ritmo Cráneo-Sacro. La valoración de sus cualidades: simetría, frecuencia, amplitud y calidad, nos da los parámetros anatómicos para la base de ese trabajo.

Siempre en Técnica Cráneo-Sacra: valoramos anatómicamente, trabajamos con técnicas específicas y volvemos a valorar los parámetros fisiológicos del Sistema Cráneo-Sacro. El trabajo se puede extender a todo el cuerpo puesto que esa fluctuación del LCR genera en el sistema fascial corporal una ‘motilidad’ que puede ser testada y trabajada.

 

Soporte extra clase

  • El alumno contará con una plataforma online de apoyo.
  • Tutorías mensuales vía Skype para un seguimiento de la aplicación de las técnicas.
  • Resumen mensual del trabajo realizado a modo de práctica, entregues vía online al tutor correspondiente.
  • Tutorías presenciales siempre que se considere necesarias.